Antes de las metida de pata, Damien Chazelle fue elegido como el mejor director por su La La Land, y agradeció a todos los que estaban nominados. Definió a su film como de “amor”. Él conoció a su novia haciendo esta película y a ella le dedicó la estatuilla.

Cuando recibió el Oscar su película ya había sido distinguida por mejor diseño de producción, mejor fotografía, música y canción original. Después llegaría la estatuilla para Emma Stone.

Y para terminar el papelón inusitado para una entrega de los Oscar. Warren Beatty anunció que la mejor película era La La Land. Aplausos, era, sin dudas, la favorita. Subió el elenco, los productores dieron sus discursos y lo que parecía imposible ocurrió. Se trataba de un error porque la ganadora fue LUZ DE LUNA. Confusión, estupor, todo un grupo bajando del escenario y otro elenco queriendo festejar. Horror, nunca se había cometido un papelón igual.

Warren Beatty trató de explicar que le dieron un sobre equivocado, el de mejor actriz y por eso anunció mal el premio. El daño estaba hecho.  A tal punto que Jimmy Kimmel cerró la entrega diciendo que él asumía la responsabilidad, que sabía que todo iba a ser un desastre, que regresaba a su programa y que nunca más iba a conducir la ceremonia.

Un error que va a quedar en la historia.

Sobre El Autor

Catalina Dlugi
Editora General

Periodista de Espectáculos. Trabajó en Canal 13 durante 25 años y en medios como Canal TV, Antena y Radiolandia 2000; en este último ocupó el cargo de directora. Acredita una vasta trayectoria en: radio Rivadavia, Radio Mitre, Radio Continental y la señal de cable TN donde condujo durante diecisés años el programa “TN Show”. Entrevistó a grandes figuras locales e internacionales y realizó para la Argentina la cobertura de los premios Oscar. Autora del libro “Los hombres del deseo”. Es miembro de Aptra, Ace y jurado invitado de los Premios Clarín Espectáculos.

Artículos Relacionados